Endodoncia

 

• La endodoncia es la especialidad Odontológica encargada de diagnósticar, prevenir y tratar las enfermedades del tejido que ésta dentro del diente llamado pulpa dental, también  conocido como el “nervio del diente” y los tejidos periapicales. 
• Los dientes están formados por tres tejidos:
• Esmalte: Es el tejido dental más duro que cubre la corona del diente.
• Dentina: se encuentra cubierto por esmalte en la corona y por cemento en la raíz. Se caracteriza por tener unos canalículos también conocidos como túbulos que permiten el intercambio de líquidos del exterior hacia el interior del diente. Este tejido es donde se inicia la sensibilidad dental, en los casos en los que se pierde la cubierta de esmalte-cemento ocurre la hipersensibilidad dentinaria.
• Tejido pulpar: Es un tejido formado por vénulas, capilares y fibras nerviosas que se encuentra en el interior del diente. Sus funciones son: nutrir el diente, formar dentina de reparación después de una agresión, dar sensibilidad  y dar defensa, por medio de un complejo  sistema a través de  células de defensa que protegen el diente. El espacio en donde lo encontramos se llama cámara pulpar y conducto radicular y su anatomía varía en cada diente. El tejido pulpar entra al diente por un orificio muy pequeño llamado foramen apical.
• Los tejidos periapicales  son el hueso, el ligamento periodontal y el cemento que se encuentran en la parte final de la raíz cercanos al foramen apical. Cuando el tejido pulpar se “muere y se infecta” los tejidos periapicales son la segunda barrera de defensa que evitan una diseminación de la infección a otros sitios.

 

 

• Los tratamientos de Endodoncia están enfocados a  conservar los dientes en boca, evitando la perdida dental por caries, fracturas,  traumatismos o restauraciones profundas.

 

 

• La pérdida dental ocasiona alteraciones en la forma de morder, problemas de articulación temporomandibular, pérdida de hueso prematura, pérdida de propiocepción en el sitio, caries en los dientes adyacentes y alteraciones estéticas.

 

• Los tratamientos Endodónticos son:

• Tratamiento de conductos radiculares: Es también conocido como “hacer una endodoncia” o “matar o quitar el nervio”. Consiste en la extirpación del tejido pulpar que se encuentra dentro del diente, la limpieza y desinfección del conducto y cámara pulpar  y finalmente la colocación de un material de obturación o relleno de los conductos radiculares.  El tratamiento de conductos radiculares o Endodoncia se puede realizar en dientes de adulto y en dientes de niño (dientes de leche).

 

 

Tratamiento de conductos en dientes permanentes jóvenes (Apexogenesis/Apicoformación):

 

• Cuando el diente aun no termina la madurez  radicular encontramos una raíz de paredes delgadas y el foramen abierto. Cuando la caries o un traumatismo dañan el tejido pulpar en esta etapa el manejo es diferente comparado con un foramen cerrado y una raíz madura de un adulto.

El tratamiento se enfoca en diagnósticar una pulpa vital de una necrótica. Si esta vital se debe mantener la vitalidad, evitar infecciones y monitorear radiográficamente el diente hasta conseguir el cierre del foramen y el engrosamiento de la raíz. Cuando el diente no está vital el tratamiento consiste en ayudar por medio de materiales especiales  a fortalecer la raíz y hacer un tope con un material artificial para mantener el diente en boca.

 

• Endopostes:

Son reconstrucciones que se realizan en dientes previamente han recibido un tratamiento de conductos radiculares y que han perdido una gran cantidad de tejido dental coronario. El endoposte  permite una mejor reconstrucción previniendo la fractura del remanente dental. Existen varios tipos de endopostes: Vaciados (Hechos en un laboratorio a base de  metales de diferentes aleaciones, los mejores son de oro). Prefabricados : se colocan en el consultorio dental en una sola cita pueden ser metálicos o de fibras como fibras de vidrio o fibra de carbón. Cada uno tiene su aplicación dependiendo el caso.

• Blanqueamiento intraconducto:

Cuando el diente esta pigmentado posterior a un tratamiento de conductos radiculares podemos mejorar el tono y desvanecer la pigmentación por medio de materiales activados con láser.

 

Retratamiento:

Es la repetición de un tratamiento de conductos radiculares. El retratamiento debe considerarse si persisten signos o síntomas en el diente tratado previamente.

 

Preguntas Frecuentes:

• ¿Es dolorosa una endodoncia?

• Con la anestesia local se puede conseguir que el tratamiento no sea doloroso y posteriormente nos apoyamos de analgésicos

• ¿Puede tener algún fracaso el tratamiento de conductos radiculares?
• Son pocos los casos de fracaso, actualmente los estudios muestran un 90% de éxito.

 


 

• ¿A qué pueden deberse los fracasos?
• A complicaciones principalmente asociadas a la complejidad anatómica de la raíz, también a microorganismos agresivos o a una mala restauración coronaria.

 

• ¿El fracaso de la endodoncia, implica la extracción del diente?
• Normalmente no. Hay técnicas especiales que permiten repetir el tratamiento o realizar cirugía periapical.